Prescripción de benzodiazepinas en atención primaria: ¿vamos por buen camino?

Main Article Content

Carolina Sonia Abarca Castillo

Article Details

ARTÍCULOS ORIGINALES
ABARCA CASTILLO, Carolina Sonia. Prescripción de benzodiazepinas en atención primaria: ¿vamos por buen camino?. Revista Chilena de Medicina Familiar, [S.l.], v. 1, n. 13, p. 4 - 13, ene. 2020. ISSN 0719-7950. Disponible en: <http://tricahuescholar.com/tricahue/index.php/sochimef/article/view/319>. Fecha de acceso: 11 jul. 2020

Descargas

Sin descargas..

Resumen

Se estima que alrededor del 20% de las consultas de atención primaria se relacionan con problemas de salud mental, lo que sumado a la alta demanda asistencial, hacen al médico vulnerable a la prescripción de fármacos como las benzodiazepinas (BDZ). El objetivo del estudio fue contribuir al buen uso de BZD en el CESFAM San Alberto Hurtado, a través de la caracterización de las prescripciones médicas, identificación de los factores que influyen en su indicación y descripción de la mejor evidencia disponible para su prescripción racional, con énfasis en trastorno depresivo, trastorno de pánico e insomnio. A través de un estudio descriptivo, se recopilaron datos estadísticos desde las prescripciones médicas. Ademas se aplicó una encuesta modificada a los médicos sobre los factores que influyen en la prescripción de BZD y eventuales acciones para disminuirla. Dentro de los hallazgos destaca prevalencia de retiro anual de 2%, con edad promedio de 46, 7 años. El 20,3% corresponde a retiro por personas mayores de 60 años. El más retirado fue clonazepam (86%). El 24.2% los ha retirado por más de 3 meses. De la encuesta, la mayoría de los médicos reconoce que el factor más influyente para la prescripción fue la disminución del umbral de tolerancia de la población al malestar emocional causado por los problemas de la vida diaria, lo que da lugar a una “medicalización” de la vida y consideran que la acción más importante para disminuir la prescripción es capacitar a los médicos sobre una correcta indicación, y con ello no “psiquiatrizar” problemas de la vida diaria. Conociendo los efectos adversos de este tipo de medicamentos, no deberían prescribirse por más de 4 semanas en las condiciones estudiadas, e incluso en insomnio son prescindibles. El envío de cartas personalizadas al paciente con consumo prolongado se ve como una estrategia alentadora.

Palabras clave

Benzodiacepinas
Prescripción de medicamentos
Dependencia